Connect with us

Ciencia

NOROVIRUS: el virus del vómito que preocupa por su alta contagiosidad

Se registró un brote en el Reino Unido tres veces más alto en número de casos que el habitual y los expertos en salud pública creen que se debe a la flexibilización de las restricciones por el COVID-19

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC) definen a los norovirus como virus muy contagiosos que causan vómitos y diarrea, y advierten que cualquier persona puede infectarse y enfermarse con esta afección, al contraerlo de las siguientes maneras: a través del contacto directo con una persona infectada; al consumir alimentos o agua contaminados y/o al tocar superficies contaminadas y luego llevarse las manos a la boca sin lavárselas.

Catalogado como un “virus de los vómitos de invierno”, expertos en salud pública del Reino Unido alertaron que se registra un brote de norovirus tres veces más alto en contagiados que lo habitual. Caracterizado por generar vómitos y diarrea y ser altamente infeccioso, el mayor número de casos se observan durante la estación invernal, aunque ahora en el verano europeo las autoridades sanitarias ven con preocupación que los casos están aumentando considerablemente: el Public Health England (PHE) informó que “la vigilancia de rutina muestra que el número de brotes causados por el virus de los vómitos ha aumentado en las últimas semanas -durante el período de 5 semanas desde finales de mayo hasta julio-, particularmente en los entornos educativos de los primeros años, y que los casos están volviendo a ser prepandémicos, con altos niveles de casos en todos los grupos de edad y entornos en Inglaterra”.

El norovirus es muy infeccioso y causa vómitos y diarrea, pero por lo general desaparece en un par de días. Se transmite fácilmente a través del contacto con personas infectadas o superficies contaminadas. El mayor porcentaje de contagios se ha producido principalmente en entornos educativos, particularmente en guarderías, con muchos más incidentes reportados al organismo sanitario británico de lo que se esperaría en los meses del actual verano en el hemisferio norte. En las últimas 5 semanas, se han notificado 154 brotes, en comparación con un promedio de 53 brotes notificados durante el mismo período de tiempo en los 5 años anteriores.

El número total de informes de norovirus confirmados por laboratorio en todos los grupos de edad también ha aumentado recientemente a los niveles observados en años anteriores antes de la pandemia de COVID-19.

El profesor Saheer Gharbia, subdirector del Servicio Nacional de Infecciones, PHE , explicó: “El norovirus, comúnmente conocido como el virus de los vómitos de invierno, ha estado en niveles más bajos de lo normal durante la pandemia con menos oportunidades de propagarse entre las personas de la comunidad, pero a medida que las restricciones se han aliviado, hemos visto un aumento de casos en todos los grupos de edad”.

Los síntomas incluyen la aparición repentina de náuseas, vómitos en proyectil y diarrea, pero también pueden incluir fiebre, dolor abdominal y dolor en las extremidades. Quédese en casa si tiene síntomas de norovirus y no regrese al trabajo ni envíe a los niños a la escuela o guardería hasta 48 horas después de que los síntomas hayan desaparecido”, especificó.

Según añadió Gharbia, al igual que con el COVID-19, lavarse las manos es realmente importante para ayudar a detener la propagación de este virus, pero recuerde, a diferencia del COVID-19, los geles alcohólicos no eliminan los norovirus, por lo que es mejor usar agua y jabón.

Los síntomas más comunes del norovirus incluyen diarrea, vómitos, náuseas y dolor de estómago. Otros menos frecuentes incluyen fiebre, dolor de cabeza y dolores corporales. Estos virus causan inflamación de estómago o intestinos, denominada gastroenteritis aguda.

Por lo general, las personas presentan síntomas entre 12 y 48 horas después de haber estado expuestas al norovirus. La mayoría de las personas que presentan enfermedad con infección por norovirus mejora en entre 1 y 3 días.

Según Mayo Clinic, es importante buscar atención médica si la diarrea no se detiene en el plazo de varios días. También debes llamar a tu médico si presentas vómitos intensos, heces con sangre, dolor abdominal o deshidratación.

Y alertan: “Los signos y síntomas suelen comenzar entre 12 y 48 horas después de la exposición al norovirus y duran de uno a tres días. Se puede seguir excretando el virus en las heces hasta dos semanas después de la recuperación. Esta expulsión puede durar de semanas a meses si tienes una afección de salud subyacente”.

Al tener norovirus, una persona podría sentirse muy mal y vomitar o tener diarrea muchas veces al día. Esto puede provocar deshidratación, especialmente en los niños pequeños, los adultos mayores y las personas con otras enfermedades. Los síntomas de deshidratación incluyen orinar menos; tener la boca y la garganta secas, sentirse mareado al estar de pie, los niños deshidratados podrían tener menos lágrimas cuando lloran o llorar sin lágrimas y estar inusualmente somnolientos o molestos.

Conecta con Enfoque Now en todas nuestras Redes Sociales:

Encuentra más notas como esta aquí: CIENCIA

Enfoque Now es una plataforma digital dedicada a conectar e informar a la comunidad latina acerca de los acontecimientos que suceden a nivel local e internacional.

Ciencia

Exigirán que todas las personas estén vacunadas contra el COVID-19 para ingresar a EEUU

El gobierno de Biden está desarrollando un plan para exigir a casi todos los visitantes extranjeros que estén inmunizados. La iniciativa es parte del eventual levantamiento de las restricciones de viaje que impiden a gran parte del mundo entrar a ese país

biden vacuna

El gobierno del presidente Joe Biden en Estados Unidos está elaborando un plan para exigir a casi todos los visitantes extranjeros a Estados Unidos la vacunación completa contra el COVID-19, como parte del eventual levantamiento de las restricciones a los viajes, dijo el miércoles un funcionario de la Casa Blanca a la agencia Reuters.

La Casa Blanca no está preparada para levantar inmediatamente las limitaciones a los viajes debido al aumento de casos de COVID-19, dijo el funcionario. El gobierno de Biden tiene grupos de trabajo entre instituciones trabajando “con el fin de tener un nuevo sistema listo para cuando podamos reabrir los viajes”, dijo el funcionario.

“Un enfoque gradual que con el tiempo significará, con excepciones limitadas, que los extranjeros que viajen a Estados Unidos (de todos los países) tienen que estar completamente vacunados”, agregó.

biden vacuna

El mes pasado, Reuters informó que la Casa Blanca estaba considerando exigir que los visitantes extranjeros se vacunen como parte de las discusiones sobre cómo relajar las restricciones de viaje.

El funcionario agregó que “los grupos de trabajo están desarrollando una política y un proceso de planificación para estar preparados para cuando sea el momento adecuado para la transición a este nuevo sistema”.

La Casa Blanca ha mantenido conversaciones con aerolíneas y otros sobre cómo implementaría una política de exigir vacunas para los visitantes extranjeros. Hay otras preguntas que el gobierno debe responder, incluida qué prueba aceptaría de la vacunación y si Estados Unidos admitiría las vacunas que algunos países están usando pero que aún no han sido autorizadas por los reguladores estadounidenses.

Hace pocos días, la administración de Biden había confirmado que en el corto plazo va a mantener las restricciones vigentes en la actualidad para los viajes internacionales a pesar de la presión de la Unión Europea (UE), cuando los casos de la variante Delta del coronavirus aumentan en el país y en todo el mundo.

biden vacuna

“Vamos a mantener las restricciones existentes”, dijo el lunes a periodistas la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki. “La variante Delta, más contagiosa, se está extendiendo tanto aquí como en el extranjero”, declaró. Agregó que es probable que la tendencia del aumento de casos continúe “en las próximas semanas”, y reiteró que afecta principalmente a personas no vacunadas.

En sus últimas advertencias, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) recomendaron evitar viajar a España Portugal, dos destinos populares para los turistas estadounidenses, debido al aumento de casos de COVID-19.

Estados Unidos emitió la misma recomendación para Chipre una semana después de hacer lo propio con los viajes a Gran Bretaña, el principal destino internacional para los estadounidenses después de México Canadá en 2019.

Al ser consultada sobre cómo ayudarían las restricciones de viaje, Psaki sostuvo que “la variante dominante en Estados Unidos” es la Delta, por lo no cree que “tener más personas que tengan la variante Delta sea el paso correcto”.

Estados Unidos ha restringido los viajes desde la UE, Gran Bretaña, China e Irán desde hace más de un año debido a la pandemia, y luego agregó otros países, incluidos Brasil India.

En junio, la Unión Europea se abrió a los viajeros de Estados Unidos, exigiendo generalmente certificado de vacunación o pruebas negativas al virus, bajo la presión de naciones dependientes del turismo como GreciaEspaña Italia, que temían otro año problemático.

Estados Unidos hace excepciones generalizadas, incluyendo a estudiantesacadémicosperiodistas empresarios, pero los líderes europeos se han quejado de que las regulaciones incomodan a la gente común y obstaculizan el comercio transatlántico.

(Con información de Reuters)

Conecta con Enfoque Now en todas nuestras Redes Sociales:

Encuentra más notas como esta aquí: MUNDO

Sigue leyendo

Ciencia

Pfizer y tercera dosis de su vacuna que aumenta la protección contra la variante Delta

La farmacéutica estadounidense dijo que podría solicitar una autorización de uso de emergencia para una posible inyección de refuerzo a partir de agosto

tercera dosis

Una tercera dosis de la vacuna Pfizer/BioNTech contra el covid-19 puede impulsar “fuertemente” la protección contra la variante Delta del coronavirus, según sugieren nuevos datos publicados el mirércoles por la farmacéutica, que también anunció que podría solicitar una autorización de uso de emergencia para una inyección de refuerzo a partir de agosto.

Los datos publicados en línea sugieren que los niveles de anticuerpos contra la variante Delta en personas de 18 a 55 años que reciben una tercera dosis de vacuna son más de cinco veces mayores que después de una vacuna segunda dosis.

Entre las personas de 65 a 85 años, los datos de Pfizer sugieren que los niveles de anticuerpos contra la variante Delta después de recibir una tercera dosis de vacuna son 11 veces mayores que después de una segunda dosis.

Existe un “potencial estimado para un aumento de hasta 100 veces en la neutralización de Delta después de la dosis tres en comparación con la anterior a la dosis tres”, escribieron los investigadores de Pfizer.

Los datos también muestran que los niveles de anticuerpos son mucho más altos después de una tercera dosis que una segunda dosis contra la variante original del coronavirus y la variante Beta, identificadas por primera vez en Sudáfrica.

tercera dosis

Los datos aún no han sido revisados por pares ni publicados en revistas científicas.

La compañía también dijo que podría solicitar una autorización de uso de emergencia para una posible dosis de refuerzo a partir de agosto.

Hasta ahora, los funcionarios de salud de Estados Unidos no han respaldado una tercera vacuna para la población en general, pero las autoridades están estudiando la necesidad de una tercera vacuna en personas inmunodeprimidas.

Pfizer también dijo que planea probar una nueva versión de la vacuna para atacar la variante Delta del virus de rápida propagación en agosto, con el primer lote ya fabricado.

Estados Unidos compró 200 millones de dosis más de la vacuna Pfizer/BioNTech la semana pasada para ayudar con la vacunación pediátrica, así como posibles inyecciones de refuerzo, si es necesario.

Aumentan los ingresos

Los datos sobre la tercera dosis se conocen cuando la compañía anunció que espera ingresar este año 33.500 millones de dólares por la venta de 2.100 millones de dosis de vacunas anti-covid en todo el mundo.

Esta cifra está muy por encima de los 26.000 millones de dólares que la empresa dijo en mayo que iba a ingresar este ejercicio. Pfizer también elevó sus perspectivas de ventas y beneficios anuales.

El pronóstico de aumento de ventas de la vacuna se basa en acuerdos firmados, y la compañía podría aumentarlo si firma contratos adicionales.

La farmacéutica obtuvo una ventaja en diciembre con la primera autorización de emergencia en Estados Unidos de una vacuna COVID-19, y desde entonces se ha adelantado a sus rivales que se han enfrentado a obstáculos de fabricación.

Conecta con Enfoque Now en todas nuestras Redes Sociales:

Encuentra más notas como esta aquí: MUNDO

Sigue leyendo
Advertisement
Advertisement
TAMPA WEATHER
Advertisement
Advertisement

Facebook

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Tendencias